Corrientes: Otra intromisión judicial en la actividad periodística

La Federación Argentina de Trabajadores de Prensa (FATPREN) repudia la intención de la justicia correntina de interferir en la actividad periodística que desarrolla el compañero Mario Risso, quien fuera amenazado con una multa de 100.000 pesos si no revelaba sus fuentes en una investigación que realizara.

Risso, afiliado a la Asociación de Periodistas de Corrientes (APC) y cronista de calle, había dado a conocer una denuncia sobre el presunto maltrato infantil sufrido por los hijos menores de un agente penitenciario asesinado meses atrás por su esposa.

A raíz de ello, una abogada y una jueza de menores le prohibieron a él y a los medios para los que trabaja volver a tratar el tema.

Tal medida es violatoria del artículo 13 inciso 3 de la Convención Americana de Derechos Humanos, que establece que «no se puede restringir el derecho de expresión por vías o medios indirectos», al tiempo que el Principio 8 de la Declaración de Principios sobre Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos asegura que «todo comunicador social tiene derecho a la reserva de sus fuentes de información, apuntes y archivos personales y profesionales».

La FATPREN expresa su solidaridad con Mario Risso y rechaza cualquier intento de censura y ataque a la libertad de prensa, demandando de las autoridades judiciales correntinas que se garantice que toda actividad de las y los trabajadores de prensa se pueda llevar adelante sin ningún tiempo de interferencia externa ni cercenamiento de la información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *